Pic du Midi, Francia


Desde Toulouse (Francia) se ve el Pic du Midi de Bigorre, o simplemente Pic du Midi (2877 metros), que se encuentra aquí. Justo al lado del Tourmalet, donde Miguel Indurain y muchos otros demostraron que los ciclistas están hechos de otra pasta. 

Uno siempre tiene ganas de ver Toulouse desde el Pic du Midi, esto se consigue en unos 15 minutos de trayecto en teleférico por un precio que está entre gratuito para niños y 45 euros para adultos. Se puede ver la situación de la cima gracias a las cámaras que graban 24h al día, pinchando aquí. Las instalaciones permiten una vista única, literalmente única, imposible de tener de otra forma. 




Increible ingeniería y tesón

A parte de admirar las cumbres nevadas, se puede y debe admirar la fortaleza de la humanidad para ir siempre un paso más allá, ver una cima y plantearse el llegar allí, instalar un observatorio, crear una teleférico que da impresión y que todo esto se mantenga sin problemas contra las tempestades. La ingeniería vuelve a mostrar que nada es imposible.

La historia científica del Pic du Midi, antes de ser astronómica, fue ante todo meteorológica. Pero es sobre todo la historia de los hombres que han luchado durante más de 140 años para construir y salvaguardar este patrimonio.



En 1774, Monge y Darcet subieron al Pic du Midi para estudiar la presión atmosférica. En 1873, el general de Nansouty instaló una estación meteorológica temporal donde midió la presión, la temperatura, la humedad y otras cantidades de interés para la meteorología. Xavier Vaussenat, ingeniero, se dejó seducir por esta aventura y se interesó por todos los aspectos científicos e históricos de la región.



En 1908, Benjamin Baillaud, director del Observatorio de Toulouse, hizo construir allí una cúpula de 8 m de diámetro, transportarlo fue una verdadera hazaña. Un solo camino de tierra permitió a los senderistas llegar al paso de Sencours desde el paso de Tourmalet. Los científicos llegaron a la cumbre a pie por un áspero camino pedregoso. En 1929, Bernard Lyot, un joven astrónomo del Observatorio de Meudon se embarcó en un audaz proyecto: la observación de la corona solar fuera de los eclipses, un proyecto que llevaría a cabo gracias a la creación de un aparato llamado coronógrafo en 1931. Los investigadores estudiaron entonces el sol con gran detalle.




En particular, fue gracias a las imágenes obtenidas del Pic du Midi en la década de 1940 que se descubrió que la superficie lunar estaba cubierta por una capa de polvo. Un detalle clave que hizo del Observatorio del Pic du Midi el centro de cartografía detallada de la superficie lunar para las misiones Apolo dirigidas por la NASA.

En 1952, se construyó un segundo teleférico para unir La Mongie a la cumbre a través de la estación intermedia de Taoulet.

 


En la década de los 80, el sitio experimentó años difíciles debido a problemas financieros y materiales y condiciones de vida extremas debido a la altitud. Es caro y sólo permite una media de 120 noches de observación al año. Se llegó a pensar en cerrar el sitio...


En 1995, el Ministerio de Enseñanza Superior e Investigación anunció el cierre del Pic du Midi en 1998, debido a las restricciones presupuestarias. Pero esto fue sin contar con la voluntad de la gente que hizo todo lo posible para salvar el sitio.



En primer lugar, la comunidad científica luchó enérgicamente para mantener la actividad en el Pic du Midi, argumentando en particular la reciente finalización de la instrumentación del telescopio Bernard Lyot (TBL) de 2 metros.

Pero más allá de eso, todos los actores regionales (autoridades locales y regionales, académicos, industriales, periodistas, etc.) se movilizaron para identificar soluciones alternativas. Al final de una fase de reflexión, las asambleas del Consejo General de los Altos Pirineos, del Consejo Regional de Midi-Pyrénées y los municipios vecinos del Pic du Midi, decidieron crear un Sindicato Mixto para la Valorización del Pic du Midi, responsable del estudio y la realización de las inversiones necesarias para mantener la actividad científica, la actividad científica y el desarrollo del turismo en el lugar.




El estado, que era el propietario de las instalaciones del Pic du Midi, encargó unas obras al Sindicato Mixto para la urbanización y explotación de parte de los locales instalados en la cumbre y su acceso por teleférico. Las obras fueron de renovación total de las partes científicas (alojamiento, restauración, cúpulas laboratorios y locales técnicos), la creación de una zona turística (restaurante, tienda, terraza y zona de museos), la creación de infraestructuras modernas (teleféricos, planta de tratamiento de aguas, etc.).




En cuanto al acceso, se ha consolidado la pista que permite acercarse al Pic du Midi. Además, y esto supuso casi la mitad de las inversiones, se construyeron dos teleféricos y sus estaciones de salida e intermedias para llevar a los pasajeros con seguridad a su destino.

El ascenso se realiza ahora a una velocidad de 12 m/segundo, y cada cabina tiene capacidad para 45 personas.

En junio de 2000, los primeros turistas llegaron a la cumbre durante el verano. El sitio abrió permanentemente todo el año en el verano de 2001. La capacidad es de 700 personas al mismo tiempo en verano y 300 en invierno. En los días más concurridos, el Pic du Midi puede acoger a 2.800 personas.




Como recompensa a todos los esfuerzos realizados, el Pic du Midi fue clasificado como sitio natural nacional en 2003 por la belleza de su paisaje. 10 años después, se convirtió en el símbolo de la 1ª Reserva Internacional del Cielo Oscuro en Francia.


Pic du Midi hoy

El recinto alberga numerosos servicios y actividades que comparten el mismo espacio a diario. 

El edificio interministerial

Un edificio clasificado como secreto de defensa que vive en total autarquía: es esencialmente una base de telecomunicaciones.



Situado en la cresta occidental, alberga Télédiffusion de France (TDF) con su antena de 101 m de altura, una emisora regional de radio y televisión con un alcance de más de 400 km de radio, es decir, una décima parte de Francia.

El edificio principal alberga una base estratégica de telecomunicaciones para el Ejército y la Fuerza Aérea franceses, la Dirección General de Aviación Civil (DGAC) y los operadores de telefonía móvil, entre ellos France Telecom. También está presente Météo France, cuya estación funciona automáticamente.




Edificios reservados a los científicos

En particular, el telescopio de 2 m (TBL), la cúpula Robley que alberga un telescopio de 55 cm, el Coronógrafo (estudio de la corona solar todos los días del año), la Cúpula de la Torreta (observación de la superficie solar), la Cúpula Gentili y su telescopio de 1 m equipado por la NASA y el Telescopio Bernard Lyot.

Entre 5 y 30 personas trabajan en el Observatorio del Pic du Midi las 24 horas del día. Este último forma parte del Observatorio Midi-Pyrénées (OMP), que emplea a más de 400 personas, de las cuales aproximadamente la mitad de los cuales son investigadores. La OMP consta de 4 establecimientos:




- La sede de Toulouse, que incluye 6 laboratorios y 17 centros de observación e investigación y la administración

- El Observatorio del Pic du Midi

- Una base trasera en Tarbes con el equipo de actividades nocturnas, aerología, técnicos y astrónomos

- El sitio de instrumentación atmosférica de Lannemezan


Las partes accesibles al público que incluyen la llegada del teleférico, la terraza Baillaud, abierta a los excursionistas, el centro de interpretación, la tienda, los restaurantes, la cúpula Charvin.

En resumen, el Pic du Midi es hoy en día 10.000 m2 de superficie construida, una construcción que comprende 6 niveles, 3 km de pasillos que unen todos los edificios para facilitar la circulación sea cual sea el tiempo, 2 transformadores de 1200 KWA, 1 generador de 850 KWA, 1 estación de depuración, y un "pontón en el cielo" con suelo de cristal para ver el fondo a un kilometro y poderse tomar la famosa foto con más de 1000 km frente al espectador.


 


Desde la llegada de los turistas al lugar, se ha producido un verdadero intercambio entre científicos y turistas, ya que los astrónomos están deseosos de compartir su ciencia con un amplio público. Una muestra es el museo, el planetario o las tabletas de realidad aumentada que hacen que se puede aprender más de astronomía.



 

 




El Pic du Midi está en el TOP 10 de los mejores lugares del mundo para observar las estrellas El periodista británico Jamie Carter, del Telegraph, ha situado al Pic du Midi en la 6ª posición en su ranking de los 10 mejores lugares del mundo para observar el cielo. Se suma así a Fuerteventura en Canarias, el desierto de Atacama en Chile y el Planetario de Cuzco en Perú.


Sorprende que la cima se utilice tambien para deportes como esquí fuera de pista



Así como VTT 




El Pic du Midi tiene tanta magia, que al empresa de eventos musicales Cercle ha grabado varios videos espectaculares en su cima. 





El restaurante 2 877

Como parte de las grandes renovaciones, un restaurante de diseño contemporáneo acoge a 80 personas simultáneamente. El menú ofrece cocina casera desde el entrante hasta los postres, presentada por un chef y un pastelero. Los grandes ventanales ofrecen una vista excepcional de los Pirineos. Dan acceso a una terraza privada. 


 


Con vino y cerveza personalizadas.

 



Fuente: kit prensa Pic du Midi

Entradas populares de este blog

Cantillon, la legendaria cervecería de Bruselas

MONASTERIO SANTA CATALINA. Arequipa, Perú

Parque Arqueológico de Pompeya