TEATRO MAYOR, BOGOTÁ, COLOMBIA



Este teatro tiene como nombre completo " Teatro Mayor Julio Mario Santo Domingo".
Con una extensa programación a lo largo del año, tanto dentro como fuera del teatro.




Dirigido por Ramiro Osorio Fonseca, y se encuentra aquí, en una zona acomodada del norte de Bogotá.

CONCIERTO ORQUESTA SINFÓNICA DE BOGOTÁ, 10 SEPTIEMBRE 2022
Tras recibir los aplausos del público a principios de septiembre por la ópera ‘Las bodas de Fígaro’, el director musical austríaco Martin Haselböck regresó este pasado sábado 10 de septiembre 2022, esta vez para dar un concierto que rinde un homenaje a dos grandes compositores de su país. 

Junto a la Orquesta Filarmónica de Bogotá, presentará dos grandes obras del repertorio universal de la música académica: la Sinfonía n.° 94 de Joseph Haydn, una de las más interpretadas de su legado y que acoge el humor y creatividad del compositor, y la Sinfonía n° 4 de Anton Bruckner, obra que se caracteriza por su movimiento sutil y por ser la única de las sinfonías a las que Bruckner le puso un nombre.  

Así, de la mano de la batuta de Haselböck y el talento de la Orquesta Filarmónica de Bogotá, el público pudo vivir un viaje musical a los siglos XVIII y XIX que estuvo colmado de sorpresa, curiosidad y romanticismo. 



EL DIRECTOR DE ORQUESTA MARTIN HASELBÖCK 
El organista y director austriaco Martin Haselböck, es mundialmente reconocido como un intérprete y director enfocado en fortalecer la cultura de la sonoridad original. Procedente de una renombrada familia de músicos, estudió en Viena y París y, tras haber sido laureado con varios premios, alcanzó fama internacional como organista, colaborando con directores como Claudio Abbado, Lorin Maazel y Riccardo Muti, entre muchos otros.  

Su intensa dedicación al repertorio del clasicismo vienés lo impulsó a fundar, en 1985, la Orchester Wiener Akademie, orquesta de instrumentos de época. Aparte de su ciclo anual de conciertos en el Musikverein de Viena y en el Festival Liszt de Raiding, él y su orquesta son invitados habituales de las más reconocidas salas de concierto y casas de ópera de todo el mundo.  


Martin Haselböck es continuamente invitado a dirigir las orquestas líderes del mundo, tal como la Sinfónica de Viena, la Gewandhaus de Leipzig, la Orquestra Guiseppe Verdi Milán, la Staatskapelle de Weimar, así como las orquestas nacionales de España, Eslovaquia, Estonia y Hungría, la Orquesta Nacional de Lyon y la Orquesta Marinsky, entre otras. Hace unos días, dirigió en este escenario a la Orquesta Filarmónica Juvenil de la Orquesta Filarmónica de Bogotá para la presentación de la ópera ‘Las bodas de Fígaro’, de Wolfgang Amadeus Mozart.
Orquesta Filarmónica de Bogotá 

La actividad desarrollada por la Fundación Filarmónica Colombiana y el trabajo liderado por el maestro Raúl García permitieron la creación de la Orquesta Filarmónica de Bogotá, reconocida formalmente en la ciudad en 1967. En la búsqueda de democratizar la cultura musical, promover la práctica de la música de cámara, la dirección y la divulgación de la música sinfónica, durante sus 55 años de existencia, la Orquesta se ha convertido en patrimonio de la ciudad.  



SOBRE LA OBRA Y SU DIRECTOR
Desde 1761 y hasta 1791 la actividad profesional de Haydn se circunscribió a Esterházy, Eisenstadt y Viena según las estadías previstas por los principales de Esterházy, sus patronos. A lo largo de su vida, trabajó intensa y fructíferamente para cuatro generaciones de príncipes.

 Pese a las restricciones contractuales de exclusividad con los Esterházy, la obra de Haydn se diseminó rápidamente por Europa. Sus sinfonías eran codiciadas por las sociedades de conciertos y muchas aparecieron en ediciones piratas en lo que hoy es Austria, Alemania, Francia e Inglaterra. 

A partir de 1791, se retiró del servicio de la corte y recibió una suma decorosa de dinero a manera de pensión; a partir de su retiro retuvo el cargo de maestro de capilla de los Esterházy en Viena y obtuvo la libertad necesaria para realizar giras de concierto por el continente. El empresario y violinista de origen alemán Johann Peter Solomon vio llegar por fin la ocasión de llevar a Haydn a Londres, a donde se le había invitado insistentemente en el pasado y donde su obra era públicamente admirada y aclamada. Sin dudar, Salomón y Haydn acordaron hacer una primera gira a la capital inglesa en 1791, ocasión para la cual el compositor prepararía seis sinfonías, una ópera y 20 composiciones varias para conjuntos de cámara; también participaría en los conciertos como intérprete de sus propias obras. 

Esta primera estadía de Haydn en Londres se reseñó ampliamente, no sólo en la prensa de época, sino en la correspondencia del compositor y sus jugosas notas de viaje. Fue reconocido como figura artística internacional, aplaudido por la realeza y aristocracia británicas y declarado el mejor compositor de su época. La Universidad de Oxford le honró con un merecido doctorado honorífico. Haydn realizó una segunda visita a Londres entre 1794 y 1795 y, para la ocasión, preparó seis sinfonías adicionales. Las primeras seis sinfonías se escucharon en los recintos de Hannover Square y la n.° 94, conocida como ‘La Sorpresa’ fue la cuarta en ser ejecutada. 

El conjunto de doce sinfonías que preparó para las giras británicas conforma las denominadas ‘Sinfonías Londres’ y constituyeron una muestra elocuente de los logros y aportes originales de Haydn en el campo sinfónico. Son sus obras instrumentales más extensas y ambiciosas y se convirtieron en el paradigma de la sinfonía clásica tardía. Debido a la planta muy completa de artistas que tenía la orquesta de Salomón, Haydn aprovechó para lucir toda suerte de detalles en la instrumentación.  La ‘Sinfonía n.° 94’ expresa el espíritu ecléctico y optimista del compositor. Su estilo, tan sólido, le permite hasta burlarse de sí mismo. Así vemos cómo brotan pasajes de humor musical basados en lo inesperado o el contraste exagerado en contravención a las reglas clásicas de la composición. El segundo movimiento es un dechado de humor centrado en el cambio de dinámica mientras se realiza el ejercicio de un tema con variaciones. Consciente del impacto que producirían los golpes sorpresivos del timbal, Haydn dijo acerca de esta sinfonía: “las mujeres van a saltar de sus sillas”. 

El tema de las variaciones fue tomado de una canción popular que más tarde Haydn reutilizaría en el oratorio ‘Las estaciones’. Haydn hace gala de una interpretación enérgica y vital de ritmo en los primeros dos movimientos de la sinfonía, mientras que el Menuetto es un trozo que guarda poca relación con la danza cortesana de origen francés y se convierte en un pasaje más rústico y enfático. El final, breve, resuelve la obra de manera conclusiva y contundente.


Las sinfonías de Anton Bruckner constituyen un legado fundamental en la interesante y variada historia de la forma. El compositor austriaco escribió en total once sinfonías, aunque consideraba las dos primeras simplemente como ejercicios: por eso llevan los números 00 y 0. Hijo de un maestro de escuela del pequeño pueblo de Ansfelden, Alta Austria, cerca de Linz, Bruckner llegó a ser, con mucho esfuerzo, un gran organista y un respetado profesor de armonía y contrapunto en el Conservatorio de Viena, pero sus composiciones no fueron bien recibidas por la sofisticada sociedad vienesa de su tiempo. Entre enero y noviembre de 1874 Bruckner compuso la ‘Sinfonía n.° 4’ (‘Romántica’) pero no pudo concretar el estreno de la obra. La Filarmónica de Viena rechazó la sinfonía en tres oportunidades por considerarla “intocable”. 

El compositor revisó la obra e hizo cambios durante cinco años más. En febrero de 1811 la misma orquesta, bajo la batuta de Hans Richter, inició los ensayos. En el título ‘Romántica’ el compositor alude a la época medieval, la época de los romances. Al comienzo de la partitura escribió: “Ciudad medieval - Alba - Llamadas matutinas suenan desde las torres de la ciudad - Las puertas se abren - En orgullosos caballos los caballeros salen al aire libre, la magia de la naturaleza los envuelve - murmullos del bosque - Canto de los pájaros - y así la imagen romántica se desarrolla aún más”. 

En cartas a amigos y de acuerdo con testimonios de sus contemporáneos, Bruckner se refirió al segundo movimiento como “una canción, una oración, una serenata” y dijo que en él “un joven enamorado llega hasta la ventana de su amada, pero no le es permitido entrar”. El tercer movimiento lo describió como “una escena de cacería” y señaló que “un organillo suena durante la comida del mediodía en el bosque”, representado por un länder austriaco, es decir una danza popular. El último movimiento es un gran final con la orquesta en pleno y evoca el carácter de los movimientos anteriores, seguido por un tema misterioso que poco a poco va creciendo hasta un nuevo clímax. Es la única sinfonía de Bruckner que se acerca a la música programática, pues Bruckner siempre fue un abanderado de la música absoluta. 

La sucesión ordenada de acontecimientos poco azarosos que dieron forma a la vida de Joseph Haydn (1732-1809) contrasta con las profundas convulsiones sociopolíticas que vivió Europa durante ese mismo periodo. Entre estas podemos enumerar: la toma de la Bastilla, la primera Revolución Industrial, el ascenso de Napoleón y la posterior instauración del Código Civil Francés, texto que dio el puntillazo final al Sacro Imperio Romano Germánico: el último rezago de la Edad Media en Occidente. Tal vez resulta exagerado señalar a Haydn como el único responsable de la transformación estilística acaecida durante este periodo, pero, al margen de ello, este hombre longevo, de peluca blanca, apartado del mundo, diligente con las obligaciones propias de un lacayo (treinta años al servicio de los príncipes Esterházy) aportaría la versión fundamental de la sinfonía: la forma musical que revolucionó la música escrita para la sala de conciertos. 

El mundo musical en el que Haydn vivió durante sus primeros 18 años (hasta 1750) poco tendría que ver con el momento en el que el compositor, ya pensionado por sus antiguos patronos, dio inicio a un corpus de doce obras conocido como las Sinfonías de Londres, escrito durante su estadía en la capital británica. La Sinfonía n.° 94, ‘La sorpresa’, forma parte de esta colección. Escrita en 1791, debe su nombre al segundo movimiento: un tema con variaciones en tempo andante que, tras un comienzo apacible, súbitamente sorprende a la audiencia con un acorde fortissimo reforzado por un golpe de timbal. Si para 1791 el panorama musical guardaba escaso parecido con el de 1750, para 1809, el año del fallecimiento de Haydn, el mundo de la música y las fuerzas que lo impulsaban eran totalmente diferentes. La creciente industria editorial de partituras y el concierto público habían desplazado por completo al antiguo sistema de patronazgo en el que Haydn, al igual que Mozart, habían desarrollado la mayor parte de su oficio profesional.  A esta altura, el triunfo de la música instrumental se había consolidado gracias al triunvirato Haydn-Mozart-Beethoven. 

MARTIN HASELBÖCK  escribió: “Haydn […] nos guía hacía prados verdes […] Mozart nos guía hasta las profundidades del reino del espíritu […] Beethoven nos descubre el reino de lo inconmensurable” y sintetiza: “los tres respiran un espíritu romántico similar”. Sobre esta piedra fundacional, que a la postre seria conocida como La Primera Escuela de Viena, fue erigido el edificio sinfónico del Siglo XIX, del que hacen parte las once sinfonías del compositor austriaco Anton Bruckner (1824-1896). Bruckner, a la inversa de Haydn, concentró su primer periodo estilístico en la producción de obras sacras, todas ellas impulsadas principalmente por su profunda devoción al catolicismo. 
El estilo de estas obras no se corresponde con el de su época; por esta razón, no solo su obra sacra, sino también sus sinfonías, tardaron en ser aceptadas en los círculos musicales de Viena. De hecho, la Primera (1856-1866) y la Segunda (1871-1872), fueron rechazadas por la Filarmónica de Viena. La Tercera (1877), dirigida por el mismo compositor, además de no ser bien recibida, fue abucheada.  La audición del ‘Tristán’ de Wagner, en 1865, afectó poderosamente en el estilo del compositor austriaco. Bruckner trataría de emular al compositor alemán trasladando a su obra su monumentalismo orquestal, rasgo que le resultó poco favorable, pues, en consecuencia, quedó insertado dentro de la polémica más candente del momento: wagnerianos vs. brahmsianos.
De cualquier manera, la reputación de Bruckner, tanto para su tiempo como para la posteridad, se fundamenta en su obra sinfónica, cargada de melodías y secuencias armónicas de largo aliento, centradas en la repetición antes que en su desarrollo. La más popular de sus obras, la Sinfonía n.° 4, ‘La romántica’ (1874), al igual que las otras diez, está construida siguiendo las estructuras clásicas: cuatro movimientos, el primero y el último escritos en forma sonata, el segundo un andante y el tercero un scherzo; o dicho de manera ligera: a imagen y semejanza de los cimientos puestos por “papá” Haydn. 




ORQUESTA SINFÓNICA DE BOGOTÁ 
La actividad desarrollada por la Fundación Filarmónica Colombiana y el trabajo liderado por el maestro Raúl García permitieron la creación de la Orquesta Filarmónica de Bogotá. 

En la búsqueda de democratizar la cultura musical, promover la práctica de la música de cámara, la dirección y la divulgación de la música sinfónica, la Orquesta se convirtió en patrimonio de la ciudad. Ha realizado casi en su totalidad los ciclos de compositores como Mahler, Bruckner y Bartók, por mencionar algunos. 

Conciertos con artistas como Totó La Momposina, Puerto Candelaria, China Moses, Miguel Poveda, Petit Fellas, Manuel Medrano, Juanes, Aterciopelados, Herencia de Timbiquí, entre muchos otros, le han permitido acercarse a nuevos públicos. Ha recibido dos premios Grammy Latino: en 2008 por mejor álbum instrumental con ‘40 años’ y en 2018 como reconocimiento a la ingeniería de sonido de Rafa Sardina por el ‘50 años tocando para ti’.  Desde 2013 la Orquesta Filarmónica de Bogotá dio un paso definitivo para lograr lo que los expertos consideran la consolidación del proyecto musical más ambicioso del país: convertir a la Orquesta en un sistema de orquestas.  

En 2020 la Orquesta se enfrentó al enorme reto de seguir adelante, a pesar de la dramática coyuntura de la pandemia. Con el propósito de seguir manteniendo en alto el estado de ánimo de los habitantes del país y de la ciudad, pasó de un momento a otro al terreno virtual: no abandonó su proyecto de formación y llegó a nuevos públicos con megaproducciones como ‘Soy colombiano’, ‘Pueblito viejo’ y conciertos con Juanes, el Cholo Valderrama y Monsieur Periné. Cerca de seis millones de personas han disfrutado de la música interpretada por la Orquesta Filarmónica de Bogotá, que tiene 99 músicos, la Filarmónica Juvenil de Cámara, los niños, niñas y jóvenes del proyecto de formación musical y sus maestros, la Filarmónica de Música Colombiana, la Banda Filarmónica y otras agrupaciones del sistema. 

Los logros durante la pandemia llevaron a la Orquesta a ganar el Premio Nacional de Alta Gerencia en reconocimiento a su labor durante la coyuntura sanitaria. Así mismo, fue nominada junto con Juanes en la categoría mejor concierto virtual en los Latin American Music Awards.  En 2021, la Orquesta Filarmónica de Bogotá eligió a su nuevo director musical titular, el sueco Joachim Gustafsson, quien es además director titular de la Orquesta Sinfónica de Borás, de Suecia, y director artístico del Festival Tommie Haglund, entre otros. La Filarmónica de Bogotá tiene el compromiso de seguir desarrollando iniciativas culturales de primer nivel, democratizar la música sinfónica y apoyar las iniciativas dirigidas a mantener en alto el espíritu de los ciudadanos de Bogotá, Colombia y el mundo. 


INTEGRANTES DE LA ORQUESTA FILARMÓNICA DE BOGOTÁ 
Director invitado Martin Haselböck · Austria 
Director titular Joachim Gustafsson · Suecia 
Director musical asistente Rubián Zuluaga · Colombia 

VIOLINES I Luis Martín Niño (Concertino Principal), Mauricio González (Concertino Alterno), Todor Harizanov (Concertino Alterno), Marilyn Prasil, Blanca Viviana Niño, Luz Stella Rojas, Liliana Parra, Martha Romero, Jorge Valencia, Rodrigo Cottier, Ángela Sierra, Giuseppe Tejeiro, Pablo Hurtado, Douglas Isasis y Luis Enrique Barazarte 

VIOLINES II Tzanko Dotchev 񄐬 Olga Medina ♪, Mari Luz Monsalve, Lenin Lozano, Víctor González, Luciano Herrera, Óscar Avendaño, Carlos Benavides, Julio César Guevara, Juliana Bello, Luis Antonio Rojas, Herminson García y Luisa Barroso 

VIOLAS Aníbal Dos Santos , Esperanza Mosquera , Sandra Arango, Johanna Gutiérrez, Guillermo Isaza, Ricardo Hernández, Robinson Ávila, Ligeia Ospina, Julián Linares, Luz Helena Salazar y Olga Lucía Hernández 

VIOLONCHELOS Camilo Benavides , Juan Gabriel Monsalve , Victoria E. Delgado, Andrea Fajardo, Olga Ospina, Cecilia Palma, José Marco Giraldo, Ana Isabel Zorro, Juan Pablo Martínez y Jonathan Paul Lusher 


CONTRABAJOS Alexandr Sankó , Julio Rojas , Mónica Suárez, Juan Miguel Celis, Jorge Cadena, Julián Gil Cuartas, Andrés  Sánchez y David Arenas 

FLAUTAS Cristian Guerrero , Fabio Londoño , Martha Rodas y Luis Pulido Orlín Petrov , Amílkar Villanueva ♪ y Edna Barreto 

OBOES Luz del Pilar Salazar 

OBOE/CORNO INGLÉS CLARINETES Guillermo Marín , Alcides Jáuregui y Edwin Rodríguez PRÓXIMAMENTE Ricardo Cañón 

CLARINETE/CLARINETE BAJO Pedro Salcedo y Eber Barbosa 

FAGOTES Sandra Duque Hurtado 

FAGOT/CONTRAFAGOT CORNOS Jorge Mejía,  Jhon Kevin López , Carlos Rubio, Miguel Enríquez y Deicy Johana Restrepo 

TROMPETAS Georgi Penchev  Guillermo Samper y Leonardo Parra 

TROMBONES Nestor Slavov , Nelson Rubio y Virgilio González Fredy Romero 

TUBA PERCUSIÓN William León , Diana Melo , Rossitza Petrova, Víctor Hugo López y Santiago Suárez Martha Liliana Bonilla 

ARPA PIANO Sergei Sichkov 

SUPERNUMERARIOS Violín: Camilo José Trujillo Escobar y Juan David López Esteban / Corno: Edgar Mauricio Velosa Mendieta / Trompeta: Edgar Fredy Calvachi Revelo / Arpa: Emmanuel Rivera Ángel / Percusión: Karen Tatiana Bravo Lozano y Andrés Eduardo Florez  Escobar 


FESTIVALES 
El Bum Bum Fest de Bancolombia y el Teatro Mayor Julio Mario Santo Domingo llevará la cultura a las calles del país
Festivales: serán dos grandes concentraciones. La primera el 24 de septiembre en Cali, y la segunda el 1 de octubre en Bogotá. Serán abiertos y gratuitos y reunirán programación para todo tipo de público. 


FUNDACIÓN AMIGOS DEL TEATRO MAYOR INTRODUCCIÓN

El 2021, segundo año de la pandemia Covid 19, el Teatro Mayor Julio Mario Santo Domingo presento as distintos públicos una oferta conformada por una programación de artes escénicas presencial y digital, así como por un plan de actividades digitales de sus programas sociales (Teatro Dignal Teatropedia y Mil Niños al Mayor en Casal, y una agenda muy active por parte de su

Si bien el Teatro tenia programado la realización de eventos presenciales entre los meses de enero y febrero, estos se ajustaron y fueron levados a cabo en la medida en que los protocolos de bioseguridad locales y nacionales.


Dichos protocolos contemplaron el funcionamiento del Teatro con un aforo del 30% y una distancia minina de 2 metros entre espectadores durante el mes de enero, el cierre del Teatro entre los meses de febrero y parte de marzo; luego entre finales de marzo y el mes de junio, con un aforo del 30% y una distancia misma de 2 metros entre el público asistente; la apertura con el 75% del aforo y distanciamiento físico de 1 metro entre dio y noviembre: y, desde diciembre, con el 100% del aforo.

Durante el 2021, el Teatro Mayor mantuvo una oferta de calidad de artes escénicas presenciales centrada principalmente en los creadores nacionales; la presentación de compañías de los primeros artistas internacionales, desde que commencé le pandemia, y la realización de espectáculos de doma v el V Festival Internacional de Musica Clásica que convocó a un numero  significativo de asistentes.

Así mismo, paralelo a esta programación presencial se contienen con una oferta digital centrada en expectáculos de artes escénicas, la realización de acciones de mediación cultural como conversatorios y conferencias digitales, así como una oferta de materiales pedagógicos para desarrollar actividades en casa, en el aula a partir de las artes escénicas.

PROGRAMACIÓN 2021
El teatro llevó a cabo una programación de artes escénicas presenciales conformadas por 129 espectáculos y 192 funciones de artistas nacionales e internacionales de música, lírica, danza, teatro, creadores con capacidades especiales y creación multidisciplinar.

El 16% de los artistas y compañías presenciales fueron internacionales, de los siguientes países : Alemania, Argentine, Austria, Bolivia, Bélgica, Canada, España, Estados Unidos Francia. Hungría. Islandia, Mexica Perd, Portugal, Rusia Suiza y Venezuela.

En cuanto a la oferta digital, estuvo conformada por 53 trasmisiones de Teatro Digital; 29: transmisiones a través del Canal Capital, 94 publicaciones de contenidos de Teatropedia y seis transmisiones de espectáculos.


En el 2021 se llevó a cabo el V Festival Internacional de Musica Clasico de Bogota con Barrace Gach, Handel, Vivalat del 12 al 15 noviembre.. En el Festival participaron 300 artistas nacionales e internacionales provenientes de 10 países, entre ellos cinco orquestas, cuatro directores de orquesta, tres coros, o cinco cantantes internacionales. Además, tuvo tres conversatorios, y un total de 11.800 asistentes presenciales y 387012 beneficiarios presenciales y digitales.

LA OFERTA DEL TEATRO MAYOR EN DIGITAL

TEATRO DIGITAL

El teatro Mayor con su programa social Teatro Digital, ha ofrecido en su plataforma 44 transmisiones durante el 2020, a 55 transmisiones en el 2021, continuando con la oferta de un espectáculo nuevo cada semana.
 La gran oferta digital fue posible gracias al programa de grabaciones de espectáculos que se presentaron en el escenario del Teatro Mayor y los acuerdos de intercambio con las instituciones de artes escénicas de America, Eurowy A.


CIEN MIL NIÑOS AL MAYOR
Este programa social, que tiene como propósito acercar a los niños y jóvenes a los lenguajes de los creación, continúa con su oferta virtual durante 2021. Los espectáculos fueron transmitidos por Canal Capitale franja Eureka y es el canal pedagógico Eureka. Esto permitió llevar los espectáculos a las casas y a las aulas.
Se desarrolló una página web especial para cada evento en donde se encuentra el material y el video del espectáculo, esto se comparte a través de correo directo y de grupos de WhatsApp con los maestros.

Durante 2021 se conectaron a través de Canal Capital 376.17 personas.


Fuente: teatro mayor we
D.S. y N.V.






Entradas populares de este blog

Cantillon, la legendaria cervecería de Bruselas

MONASTERIO SANTA CATALINA. Arequipa, Perú

Parque Arqueológico de Pompeya