Thé sur la banquise. Aviñón 2021



Té en la banquisa, esta última palabra significa hielo polar.

Éric Bouvron se transforma en actor en esta obra co-escrita con Sophie Forte. 




Si el humor es importante en la vida, esta obra va a alargar mucho la de los espectadores, quienes no paran de reír con la ideas locas del personaje: un parisino Victor Mulot, trabaja como secretario para el ministro de ecología, y cuya misión es encontrar un oso polar, intentando no ser devorado en el intento. 

Éric consigue meternos en su mundo, con constantes sonidos producidos por él mismo para simular los pasos, o la utilización de los palos hundidos en la nieve, vemos su periplo, coincidiendo con una pareja rica de estadounidenses, un borracho danés, un niño esquimal o una mujer local. Con cada uno nos llevamos una idea un poco estereotipada, pero que es el teatro si no deformar o exagerar la realidad para poderla comprender mejor. 

Obra que da grandes consejos para no morir congelados si un día vamos al polo norte, o cómo secar la ropa húmeda. Algunos momentos como los de beber el té de pescado, son momentos en los que nadie podría estar serio aunque le pagaran. Usando muecas que nos parecieron a Rowan Atkinson en su papel de Mr. Bean, Éric consigue también transmitir una sensibilidad difícil de describir cuando se transforma en la señora mayor que resulta ser un oso por morir habiendo sido feliz en su vida.

Bonita historia donde lo importante es reír y disfrutar durante 1h20.

Opinión: 3,7/5




Entradas populares de este blog

Cantillon, la legendaria cervecería de Bruselas

MONASTERIO SANTA CATALINA. Arequipa, Perú

Parque Arqueológico de Pompeya